Google y Apple están desarrollando sus próximas versiones de los sistemas operativos que añadirán, entre sus novedades, funciones para reducir la adicción al móvil.

Aunque todavía se encuentran en fase de desarrollo, con lo que algunas de las funciones que se integrarán en la versión definitiva no están todavía disponibles, los principales sistemas operativos móviles, Android e iOS, ultiman su puesta a punto con todas las de la ley. En los últimos años, es cierto, se han empezado a asemejar el uno al otro cada vez más. No solo en lo estético, sino a nivel conceptual en donde se aprecian cómo uno se ha inspirado en su competencia para reforzar su “ecosistema”. Hay diferencias como la apuesta por la realidad aumentada de Apple y notables similitudes como las funciones para controlar el tiempo de uso.

  • Rendimiento y consumo

Bajo el capó tanto iOS 12 como Android P han apostado por apretar las tuercas y conseguir un mayor rendimiento. El objetivo de ambos es que su manejo sea más óptimo, independientemente del hardware. Apple, en este caso, y de cara a sacudirse las críticas, ha logrado exprimir al máximo su plataforma que podrá ser descargada incluso en los iPhone 5S, un terminal que salió a la venta en 2013.

Android-vs-Apple

Por su parte, Google ha prometido que la próxima versión de su sistema operativo vendrá con una mejora en el consumo de batería. Para ello, crearán una función llamada «Batería adaptativa», que hace uso del «aprendizaje automático» para que se prioricen los recursos del sistema y se enfoquen a las aplicaciones que más interesen a cada usuario. Eso supondrá que se extienda algo la autonomía, aunque también dependerá del uso dado.
  • Contra la adicción

No se sabe si por casualidad o no, pero lo cierto es que ambas plataformas incorporarán varias funciones orientadas a controlar los tiempos de uso y establecer límites en su consumo. Una batalla aún sin iniciar por parte de las empresas tecnológicas, quienes han hecho negocio, en realidad, de generar entre los consumidores una necesidad. Ahora, sin embargo, parecen estar decididas a combatir la adicción al móvil.

En iOS 12, por ejemplo, los usuarios podrán consultar entre otras cosas el tiempo de uso del móvil y las «apps». Otra función que contribuirá a reducir esa posible adicción será «no molestar». Con ella, se podrán desactivar las notificaciones y cortar algunas funciones durante el tiempo de descanso. Y, además, desde la función «Screen Time» también permitirá a los padres acceder al informe de actividad de sus hijos mediante «Compartir en Familia de iCloud» en sus dispositivos. Asimismo, Android P contará con una aplicación que monitoriza el tiempo que el usuario pasa en el móvil, y una opción para programar tiempos límites en aplicaciones.

  • Interfaz y adaptación al “notch”

A nivel visual, Android P ofrecerá una imagen limpia y austera, aunque no supondrá un cambio drástico con la actual versión. Además, se da el caso que dada la alta compatibilidad de numerosos fabricantes de teléfonos móviles el sistema operativo debe adaptarse no solo a cada tipo de terminal, sino a las diferentes capas de personalización que los fabricantes incorporan. De ahí que algunas de las funciones sean distintas en función del modelo.

vpavic_180225_2340_0110.0

Pero, en este caso, y anticipándose a los movimientos que se están produciendo en el sector, Android será compatible con los móviles que incorporen una «pestaña» o «notch» en la parte superior de la pantalla. Una controvertida característica que se estrenó en el Essential Phone pero que Apple ha popularizado gracias al iPhone X. De ahí a que entre los cambios de esta versión beta se incluya la implantación de nuevas API para mejorar el soporte de pantallas con recortes («notch» o similares), notificaciones más útiles y estables, que ofrecen la posibilidad de mostrar conversaciones, adjuntar fotos o sugerir respuestas inteligentes.

Con iOS 12, Apple lo tiene más sencillo. De momento, solo en el iPhone X tiene esta «ceja» y no tiene que buscar soluciones para que la plataforma se adapte a otros tipos de dispositivos. Donde no se ha producido aparentemente ningún cambio más es a nivel estético, que queda prácticamente igual que iOS 11 con la salvedad de algunas nuevas aplicaciones como «shortcuts», un servicio por el cual los usuarios podrán programar atajos para interactuar con el asistente de voz Siri.

Fuente: ABC

¿Te ha parecido interesante esta noticia? Puedes dejarnos un comentario con tu opinión, te lo agradeceremos.

Sobre El Autor

Peruano de corazón con 19 años de edad. Ingeniero Ambiental con capacitación en Diseño Gráfico y amante de la tecnología e importador por diversión.

Dejanos un comentario