El Nokia 7 Plus es uno de esos pocos dispositivos elegidos para llevar por primera vez las versiones previas de Android fuera de las líneas de smartphones Nexus o Pixel de Google gracias a la estrecha colaboración que ha mantenido HMD Global con Google desde el regreso de Nokia al mercado. Está surgiendo reportes de que la última actualización lanzada de la beta de Android P por error está devolviendo a los smartphones a Android Oreo 8.1.

La actualización en cuestión se supone sería el parche de seguridad correspondiente a este mes de junio, sin embargo al parecer en la administración del envío de estas actualizaciones hubo un gran error puesto que se envió en su lugar una “actualización” que pesa 1.3 GB y se trata de una ROM completa de Android Oreo.

Nokia-7-Plus-renders

El principal problema es que el hecho de devolver los terminales a una versión anterior del sistema está causando severos conflictos de software a los usuarios, con parones, dispositivos congelados, y errores forzosos de las aplicaciones de manera constante; en casos más graves algunos usuarios quedaron en bootloop sin poder pasar de la pantalla de encendido.

La única solución por ahora para esto no es muy alentadora que digamos, ya que requiere un reinicio de fábrica del terminal desde el recovery TWRP, perdiendo toda la información que tuviéramos en su memoria interna si no la respaldamos antes.

Si eres poseedor de un Nokia 7 Plus y te apuntaste a la prueba de las versiones beta de Android P, te recomendamos encarecidamente no actualizar a la última versión del sistema vía OTA hasta que el problema sea resuelto.

Fuente

¿Te ha parecido interesante esta noticia? Puedes dejarnos un comentario con tu opinión, te lo agradeceremos.

Sobre El Autor

Fanático de la tecnología móvil, me gusta estar siempre al día sobre los últimos lanzamientos y novedades desde China u Occidente. Twitter: @jean_ERdC

Dejanos un comentario