El Google Pixel 4 XL pasa por iFixit evaluando su reparabilidad
5 (100%) 1 voto

A principios de este mes, Google lanzó sus más recientes teléfonos buque insignia: el Pixel 4 y Pixel 4 XL. Esto se llevó a cabo en el evento “Made By  Google” que tuvo lugar en los Estados Unidos. Entre las respuestas de los usuarios han surgido algunas críticas a Google por el diseño que ha implementado con sus nuevos dispositivos, especialmente el grueso marco superior que no existe en casi cualquier otro teléfono en su rango de precios.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

A día de hoy sabemos que la frente gruesa se ha conservado para dejar espacio para el chip de radar Soli. Recientemente, el sitio de reparaciones caseras iFixit ha publicado un desarmado del Google Pixel 4 XL. Gracias a esto se ha expuesto cómo se ve realmente este pequeño chip, además de revelar otros detalles sobre sus entrañas.

Google Pixel 4 XL en iFixit 

Como la mayoría de los teléfonos modernos, la cubierta de cristal posterior del Google Pixel 4 XL se ha pegado al chasis con la ayuda de un adhesivo fuerte que requiere mucho calor para abrirse. La bobina de carga inalámbrica y el NFC están pegados al vidrio trasero y usan contactos de resorte que hacen que el dispositivo sea un poco más fácil de reparar que el año pasado.

El desmontaje reveló que quitar la batería fue  bastante simple gracias a las pestañas elásticas y al uso de un poco de IPA (alcohol iso-propílico). Sin embargo, debajo de la batería está el delgado cable flexible para la función Active Edge que se puede romper fácilmente si el usuario no tiene cuidado al abrir el terminal.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Luego, siguieron con la placa base delgada que se mantiene en su lugar a través de tornillos Torx T3 y varios soportes que fueron retirados cuidadosamente. Como muestran las imágenes, los 6 GB de RAM Micron LPDDR4x se colocan junto al Qualcomm Snapdragon 855. En el mismo lado de la placa está el chip de seguridad Titan M, el procesador de audio de cuatro núcleos Knowles 8508A y la RAM dedicada para el núcleo neuronal Pixel chip.

El otro lado de la placa base alberga otros componentes esenciales. Aquí se incluye el módulo frontal Sky5-8212-11, el rastreador Qualcomm QET5100, el controlador NFC STMicroelectronics ST54J y el PMIC complementario Maxim MAX77826.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

A esto le siguió la eliminación de un componente grueso unificado que presenta el altavoz del auricular. Después fue el turno del micrófono, el sensor de luz ambiental y el chip Soli mencionado anteriormente.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Pantalla

Todo parecía estar bien hasta el siguiente paso, que era el desmontaje de la pantalla de 90 Hz. Al igual que el panel posterior, el ensamblaje de la pantalla se ha pegado al chasis. Sin embargo, para esta zona el adhesivo es mucho más fuerte, por lo tanto, es muy poco probable que podamos desmontar la pantalla en una sola pieza. Sin embargo, las pantallas generalmente se desmontan solo durante el proceso de reemplazo.

Curiosamente, el panel de la pantalla del Google Pixel 4 XL está fabricado por Samsung, que también suministra paneles a OnePlus, pero que a su vez no ofrece en sus terminales Galaxy S o Galaxy Note pantallas con alta frecuencia de actualización.

Conclusión de iFixit

Para concluir, los expertos de iFixit han agradecido el uso de tornillos Torx T3 estándar en todo el dispositivo y las pestañas de tracción para la batería. Sin embargo, aquí es donde terminan las buenas noticias. Todas las reparaciones requieren acceso a través del panel posterior, que no es el más fácil de quitar. Además, como se mencionó anteriormente, el reemplazo de la pantalla requiere un desmontaje completo del teléfono. Con todos los factores incluidos, iFixit le ha dado al Pixel 4 XL un puntaje de reparabilidad de solo 4 de 10.

Fuente



Publicaciones similares a la que acabas de leer

¿Te ha parecido interesante esta noticia? Puedes dejarnos un comentario con tu opinión, te lo agradeceremos.  

Dejanos un comentario